domingo, 6 de mayo de 2012

Las piteras en Canarias. 1. Agave y Furcraea.

Empiezo una serie de entradas dedicadas a las piteras silvestres en Canarias, ¿por qué? Por dos razones, la primera por que una de las principales especies invasoras en las islas es la pitera común, Agave americana, a la que ya se han dedicado varias entradas en este blog, y que en estas fechas inicia su época de floración; y dos, por el considerable problema taxonómico que presenta este grupo, en el que se mezclan especies, híbridos, variedades de cultivo, etc., de manera similar a lo que ocurre con el género Opuntia (las tuneras). Este lío hace muy complicado el trabajo de campo, ya que distinguir algunas piteras que no estén florecidas no es tarea fácil. Muchas guías utilizan los aspectos florales o el aspecto de la planta en su madurez para separar taxones, y estos caracteres no siempre son visibles en el campo con ejemplares de diferentes edades.
Las piteras son cultivadas desde tiempos inmemoriales en mesoamérica, y de ahí derivan una elevada diversidad de formas, variedades, híbridos, etc.
Según el listado de especies silvestres terrestres de Canarias (ver aquí), la familia Agavaceae cuenta en Canarias con dos géneros: Agave y Furcraea. Del primero se citan 4 taxones: Agave americana, Agave ferox, Agave sisalana y Agave fourcroydes, mientras que el género Furcraea sólo está presente con F. foetida.
Diferenciar ambos géneros no es difícil si la planta está en floración, ya que mientras que la inflorescencia de Furcraea es casi triangular y con ramas largas, la de Agave es más bien elíptica, con ramas más cortas. Además, las flores de Furcraea caen hacia abajo desde cualquier punto de las ramas de la inflorescencia, mientras que en los agaves silvestres en Canarias las flores salen agrupadas en los extremos de las ramas y hacia arriba.
Sirvan como muestra de lo dicho estos dibujos:
 Agave
 Furcraea

Si las plantas no están florecidas hay que basarse en otros aspectos, como el tamaño de las hojas, más grande en Furcraea, la rigidez de las mismas, etc. Fourcraea foetida se distingue por la anchura de las hojas mayores por su parte media (hasta 15 cm), los bordes enteros, sin espinas, o con muy pocas espinas pequeñas, color verde brillante
Debe entenderse que trataremos en estas entradas de las  piteras consideradas silvestres en las Islas, ya que en nuestros jardines podemos encontrar un elevadísimo número de especies y variedades que escapan por completo al propósito del blog.
En la próxima entrada presentaremos una clave para diferencias a las piteras del género Agave asilvestradas.

2 comentarios :

Nathan_ dijo...

Interesante, nunca había oído hablar de la furcraea y mira que leo sobre suculentas en general.
Saludos.

MSP dijo...

Hola Nathan. Intentaré dedicar una entrada a Furcraea foetida, y pondré alguna imagen de la especie. Gracias por tu opinión y participación en el blog.
Un saludo

DEJE SUS COMENTARIOS, SU OPINIÓN NOS INTERESA

LEAVE YOUR COMMENTS, your opinion matters

Las especies invasoras en el año internacional de la Biodiversidad