sábado, 29 de mayo de 2021

El tajinaste rojo en Gran Canaria. Un problema enquistado, de libro.

    Cuando a alguien se le ocurra hacer un diccionario de términos relacionados con la gestión ambiental, y tengan que incluir el concepto de "problema enquistado", seguramente pondrán el ejemplo del caso de Echium wildpretii, el tajinaste rojo, en Gran Canaria.

    Desde hace años se conoce el uso de esta planta en jardinería, y en Gran Canaria lleva años, muchos, creciendo en algnos punto de la cumbre, cerca de los Llanos de la Pez, en Tamadaba, en los altos de Camaretas, etc. Desde hace al menos 4 años, son usuales las noticias en periódicos, entradas en redes sociales, e incluso ponencias en jornadas y congresos, que tienen como tema principal la necesidad de controlar estos tajinastes tinerfeños por la hibridización que se produce entre esta especie y el tajinaste blanco grancanario, Echium decaisnei. Van a continuación los enlaces de estas noticias y referencias al problema de las que tenemos conocimiento, aparecidas desde 2017:

2021: https://www.laprovincia.es/gran-canaria/2021/05/18/tajinaste-rojo-simbolo-teide-coloniza-51937105.html

2020: https://www.eldia.es/tenerife/2020/06/11/telesforo-bravo-denuncia-venta-online-22394312.html

2019: https://www.eldia.es/tenerife/2019/06/12/colectivo-denuncia-aparicion-tajinastes-rojos-22620144.html; https://www.laprovincia.es/gran-canaria/2019/06/18/tajinastes-rojos-teide-ponen-peligro-9299769.html; https://www.laprovincia.es/sociedad/2019/06/11/denuncian-plantacion-tajinaste-rojo-exclusivo-9303993.html; http://invasionesbiologicas.blogspot.com/2019/06/la-presencia-de-tajinaste-rojo-echium.html; https://jornadasforestalesdegrancanaria.com/wp-content/uploads/2019/10/Francisco_Gonz%C3%A1lez_Artiles_Control_de_especies_invasoras_en_Gran_Canaria._Una_aproximaci%C3%B3n_a_pie_de_campo.pdf

2017: http://invasionesbiologicas.blogspot.com/2017/01/de-traslocaciones-hibidos-y-mucha-pasta.html

    La mayor parte de estas noticias han sido promovidas por la Fundación Telesforo-Bravo. Es también curioso que la mayor parte de éstas aparecen en el mes de junio de cada año, mes en el que se produce su floración. Una vez que se termina este periodo, la planta, y el problema, entran en letargo hasta el año siguiente.

    Hay que decir que, desde el principio, se procedió a la eliminación de los ejemplares de esta especie. Como ejemplo, en la ponencia que se presentó a las Jornadas Forestales de 2019 se señalaba que ese año se habían retirado más de 100 kg de biomasa de esta especie que crecía en las fincas públicas de la zona alta de la Isla. Y dede entonces todos los años se llevan a cabo este tipo de extracciones. Pero el problema no disminuye. Las poblaciones antiguas se mantienen, seguramente propiciadas por el banco de semillas presente en las fincas, y por el momento en que se procede a su eliminación. Recordemos el proceso seguido hasta ahora en la mayor parte de las ocasiones: la planta florece, la noticia salta a las redes sociales y medios de counicación, se procede a su eliminación. Esto hace que cuando se arranquen los ejemplares muchas veces ya hayan fructificado. El tratamiento debería realizarse en invierno o inicio de la primavera, cuando la planta no ha florecido todavía.

    Y tampoco se evita el comercio de semillas de esta planta y el consecuente uso en jardinería. Este tema, urgente no sólo en el caso del tajinaste rojo, no se ha abardado todavía, y ya se llega tarde.

    ¿Seguiremos "sorprendiéndonos" todos los años de la presencia de estos tajinastes rojos en Gran Canaria? ¿Lograremos desenquistar un problema bien conocido tanto en sus síntomas como en su solución? Si no somos capaces de resolver un tema tan simple (que no sencillo) como el del tajinaste rojo en Gran Canaria, ¿cómo lo haremos con otros mucho más complicados como el rabo de gato, las tuneras indias o el aromero?

    Y cuidado que su pariente, el también tinerfeño Echium simplex, viene apretando fuerte en jardines del norte grancanario, donde está presente, que sepamos, desde 1996. 

 

 Imagen del tajinaste rojo en los Llanos de la Pez, Gran Canaria. Imagen tomada de https://www.laprovincia.es/gran-canaria/2021/05/18/tajinaste-rojo-simbolo-teide-coloniza-51937105.html

Composición con el tajinaste rojo en su hábitat, la cumbre de Tenerife, el tajinaste blanco grancanario, y su híbrido. Tomado de https://www.laprovincia.es/dominical/2020/12/06/plantas-exoticas-invasoras-canarias-25995367.html

Echium wildpretii en jardinería.

Varios ejemplares de Echium simplex en El Palmital, Guía de Gran Canaria.

miércoles, 5 de mayo de 2021

Vertederos e introducción de plantas invasoras e introducidas: el caso del vertedero de Degollada de La Yegua, sur de Gran Canaria)

    Ya hemos comentado en este blog la importancia que están teniendo en los últimos años los restos de podas de jardinería en la proliferación de diferentes especies introducidas e invasoras. Hace pocos días pudimos visitar el vertedero ilegal de Degollada de La Yegua, en la carretera de Maspalomas a Fataga, municipio de San Bartolomé de Tirajana. Aunque se trata de un vertedero clausurado y cerrado actualmente, todavía es posible percibir sus dimensiones y los restos de cristales, escombros, por una amplia zona, tal como se ve en la imagen aérea de google Earth. El vertedero es visible desde un altura de 25 km, y cubre unas 6 hectáreas. Se encuentra a 560 m de altitud en el macizo de Amurga.

    Junto a los escombros y vídrios, también se han vertido en esta área una gran cantidad de tierra procedente de las obras realizadas en la costa, junto a restos de podas, restos de neumáticos, baños, etc. Con todo este material, se introdujeron en la zona una buena cantidad de plantas procedentes de los jardines de las urbanizaciones. Un rápido vistazo a la zona nos permitió encontrar algunas de las plantas introducidas e invasoras más comunes de la costa, pero inexistentes a esta altitud. Lás más llamativas son Prosopis juliflora, Maireana parviflora, Malephora crocea, Atriplex semibaccata y Aloe vera. Se hace necesaria una visita más concienzuda.

    A lo largo de esta carretera que asciende hasta Fataga, hay varios vertederos ilegales y en todos puede observarse alguna de estas plantas llevadas desde las zonas urbanas y puestas muy cerca de uno de los mejores ecosistemas de la Isla, el cardonal de Amurga.

    Los vertederos icontrolados y la mala gestión de los restos de podas son la forma más rápida en que las especies empleadas en zonas urbanizadas pueden asilvestrarse y convertirse en problemas ambientales de primer orden. Se necesita no sólo su clausura, sino un seguimiento para comprobar que no sean focos de introducciones no deseadas.

    Afortunadamente, la vegetación de la zona empieza a colonizar estos montones de escombros formados por retretes rotos, trozos de escayola y azulejos de baño, dando lugar a una imagen a medio camino entre lamentable y esperanzadora.


Localización del vertedero

Prosopis juliflora

Maireana brevifolia

Malephora crocea
 
Atriplex semibaccata
 
Aloe vera
 
Limonium preuxii, endemismo grancanario, creciendo entre los escombros. ¿Tristeza o esperanza?


viernes, 30 de abril de 2021

Centaurea diluta, una especie que se extiende a gran velocidad en Gran Canaria.

    Para que se produzca una invasión biológica tienen que darse bastantes circunstancias que muchas veces no se producen a la vez: la especie potencialmente invasora tiene que alcanzar un nuevo territorio, este territorio tiene que ser apropiado para su desarrollo y el hábitat donde se introduce debe ser también apropiado. Eso hace que especies que llevan entre nosotros muchos años, como introducidas, no alcancen nunca la condición de invasoras, como ocurre con el pepinillo del diablo (Ecbalium elaterium) entre las plantas, o el escorpión negro (Centruroides gracilis) entre los animales. Esto parecía ocurrir también con la planta que aquí presentamos, Centaurea diluta. Se tata de una hierba alta, que alcanza los 2,5 m, de capítulos vistosos de color rosa. En Canarias crece en campos abandonados, zonas antropizadas, y su primera cita se realizó en Tenerife. Antonio García Gallo la encontró en las montañas próximas a La Laguna en los años 90 del pasado siglo (García Gallo, A. 1997. Flora y Vegetación del municipio de La Laguna (Tenerife). Área central y meridional, Excmo. Ayuntamiento de San Cristobal de La Laguna), y allí se mantenia como una introducción puntual hasta que en 2012 Manuel y Jaime Gil González y Alfredo Reyes Betancort citan tres ejemplares en las inmediaciones de Teseguite, Lanzarote (Gil González, M.L., J. Gil González & J. A. Reyes-Betancort (2014). Notas sobre algunas plantas ruderal-arvenses en Lanzarote (Islas Canarias). Vieraea 42: 259-268; https://www.researchgate.net/publication/271517129_Notas_sobre_algunas_plantas_ruderal-arvenses_de_Lanzarote_islas_Canarias). 

    Esto aumentó su rango de distribución pero en ambas localidades las poblaciones parecían no muy grandes y con dificultades para su proliferación. Pero he aquí que en 2019 Eliseo Déniz Suárez encuentra otra pequeña población de menos de 30 ejemplares en Arucas (Gran Canaria) (Verloove, F., Déniz Suárez, E. A. & Salas Pascual, M: New records of non-native vascular plants in Gran Canaria (Spain, Canary Islands). — Fl. Medit. 30: 121-136. 2020. https://www.researchgate.net/publication/343416434_New_records_of_non-native_vascular_plants_in_Gran_Canaria_Spain_Canary_Islands). Y en menos de dos años la población ha crecido espectacularmente, ocupando, que sepamos, unas 3 Ha de superficie, cubriendo casi totalmente unos campos de plataneras abandonados. La bondad del clima de la zona, la profundidad y calidad del suelo, crecer en terrenos cerrados, separados de la acción humana, ha permitido este espectacular crecimiento. 

    Las condiciones ambientales pueden cambiar y hacer de una especie introducida aparentemente inofensiva una nueva plaga agrícola, o una especie invasora en el medio natural. Por eso cuantas menos introducciones se produzcan mejor. Por si acaso. 


 Centaurea diluta



Diferentes vistas de su extensión actual en las cercanías de Arucas (Gran Canaria)


La chincheta indica la localidad donde en 2019 crecían los 30 ejemplares localizados por Eliseo Déniz, el polígono naranja señala su extensión actual, al menos la conocida por nosotros.

miércoles, 14 de abril de 2021

El conejo común europeo en la Ley de Biodiversidad y de Recursos Naturales de Canarias. Cosas buenas y cosas malas, pero las malas son muy malas.

    Durante estos días se están realizando una serie de reuniones telemáticas para discutir el documento de trabajo que debe conducir a la elaboración del texto de la nueva Ley de Biodiversidad y de Recursos Naturales de Canarias. No sabemos si este documento está disponible libremente en la red, pero hemos tenido acceso al mismo, y en esta entrada nos disponemos a comentar únicamente el tratamiento que tiene en el documento de trabajo el caso del conejo común europeo (Oryctolagus cuniculus). Este animal está ampliamente reconocido en todo el mundo como una especie exótica invasora en aquellos territorios donde no es autóctono, esto es, todos los territorios emergidos excepto la Península Ibérica, el sur y oeste de Francia y parte de la costa mediterránea africana. En Canarias es por tanto una especie introducida, seguramente en época colonial europea, e invasora, dados los graves daños que produce no sólo en algunas especies, sino en todos los ecosistemas insulares donde vive. Todo lo anterior no es discutible, y por tanto tampoco creo necesario defenderlo.

    Y volviendo al documento de trabajo comentado anteriormente, el tratamiento que sufre este animal es ambiguo. Por un lado, existe una disposición adicional decimoprimera titulada: Sobre la gestión del conejo europeo. que dice.
A efectos de la aplicación de medidas de control o erradicación, el conejo europeo tendrá la consideración de especie exótica invasora cuando se encuentre en los parques nacionales, en las reservas naturales integrales, en las islas o islotes de Lobos, La Graciosa, Alegranza y Montaña Clara, así como en cualquier roque. Entre los métodos autorizables para su control o erradicación se podrán emplear técnicas de caza.

Es decir,  el conejo se considera especie exótica invasora, y por tanto se realizarán medidas de control o erradicación, sólo en parques nacionales, reservas integrales y en los islotes relacionados. Indicando claramente que se puede utilizar la caza como técnica para su control o erradicación.

    Mientras tanto, en la disposición final cuarta, sobre la modificación de la Ley Canaria de Caza, se clasifican las especies de caza en invasoras y no invasoras, y entre las primeras podemos ver que se añade el conejo, junto al muflón, el arruí y las especies domésticas asilvestradas. Entre estas especies domésticas sólo se hace referencia al gato, no se nombran cabras, ovejas u otros animales asilvestrados, pero este es otro problema del que hablaremos en otro momento. Las especies de caza invasoras no pueden fomentarse, es decir, no se podrán criar y soltar, ni plantar comida para ellos o colocar bebederos.

    Y ahora la reflexión. Nos complace la modificación de la ley de caza, ya que sería una incongruencia erradicar una especie en unas zonas, y fomentar su presecia en las tierras colindantes. Pero la disposición adicional decimoprimera sigue siendo un tanto incomprensible. Si finalmente el conejo se incluye en el catálogo canario de especies exóticas invasoras, cuestión que debe producirse sin ningun tipo de duda, ya que lo es, esto implicará que sólo se podrá tratar de controlar o erradicar dentro de los territorios señalados. Los conejos dentro del Parque Nacional de Las Cañadas, por ejemplo, serán sometidos a planes de control y erradicación, que terminarán cuando los animales salgan del Parque. Estos planes serán pues eternos, inútiles, representarán un gasto incesante, ya que los conejos podrán volver al Parque siempre que quieran. ¿Cómo es posible establecer planes de control de los conejos en Inagua (Gran Canaria), en el Pinar de Garafía (La Palma) o en El Pijaral (Tenerife), sin hacer nada en los territorios vecinos? No parece una perspectiva posible ni real. 

    Además, y principalmente, el efecto del conejo no sólo se produce en esos territorios, sino que es perfectamente visible en cualquier ecosistema de las Islas y en multitud de especies que no se encuentran en niguno de estos espacios: Lotus kunkelii, Sideritis amagroi, Convolvulus scoparius, Atractylis preauxiana, etc. Esta norma, tal como está pensada, no protegería del conejo a la mayoría de las especies amenazadas por este animal, ni a los ecosistemas que están en el mismo nivel. Por ejemplo, en Gran Canaria no habría protección frente al conejo para el cardonal, tabaibal dulce, zonas costeras ni bosque termófilo. Fuerteventura y Lanzarote no tendrían ninguna superficie protegida contra el conejo.

    En definitiva, que esta disposición adicional parece que no sería útil ni lograría lo que la ley pretende, la protección de la biodiversidad. Además de ser casi imposible de aplicar.

    Puede parecer que a pesar de todo lo dicho, la ley, tal como está redactada en este momento en el documento de trabajo, es un paso en la buena dirección. Pero para la carrera en la que estamos implicados, la supervivencia de la biodiversidad específica y de comunidades en Canarias, en la que tenemos un retraso de siglos, es demasido poco. Pensemos que lo único que impide el avance son intereses particulares, muy comprensibles y respetables, pero que no tienen nada que ver con el propósito de la ley ni con la responsabilidad que tenemos con la preservación de nuestro medio.


Como otras veces, una imagen ilustra bien la incongruencia de la norma propuesta.



lunes, 12 de abril de 2021

Nuevos géneros incluidos en CLAVES

  Se han incorporado 4 nuevos géneros que suman un total de 20 especies. Son en su mayoría géneros bien conocidos y utilizados en actuaciones de reforestación: Pinus, Cupressus, Quercus y Furcraea. En el caso de los tres primeros géneros, se han incluido en las claves todas aquellas especies que han sido empleadas en las comentadas reforestaciones, aunque no hayan podido propagarse de manera autónoma. Sin embargo son muy fácilmente reconocibles y es difícil su correcta determinación. 

Esperemos les sean útiles. Cualquier comentario, duda o aclaración, pueden escribirla en los comentarios de esta entrada.

Cupressus sempervirens


Cupressus arizonica


Furcraea foetida


Pinus taeda


Pinus halepensis



Quercus robur


Quercus cerris

domingo, 28 de marzo de 2021

Nuestra sección Claves se incorpora al proyecto INVASION

      La iniciativa de iniciar la elaboración de claves dicotómicas para la determinación de los principales géneros integrados por especies introducidas, invasoras o no, ha tenido una buena acogida entre los compañeros botánicos. Este recibimiento nos ha permitido incluir nuestro trabajo en el proyecto INVASION, de nombre completo “El reto de las plantas invasoras en islas: hacia un enfoque integrador para la conservación de la flora de las Islas Canarias (INVASION)”, (http://invasionesbiologicas.blogspot.com/2020/05/nuevo-proyecto-sobre-especies-invasoras.html). A partir de hoy el propósito es ir completando esta elaboración de claves, recopilando material de herbario, fotografías, referencias, en todas las Islas, que nos permitan, en un espacio de tiempo esperemos no muy prolongado, poder disponer de estas herramientas imprescindibles para un buen conocimiento de nuestra flora introducida. Gracias al amigo Jairo Patiño, director del proyecto y a todos los integrantes del mismo, financiado por el BBVA, y con la participación de la ULL, la ULPGC y el IPNA.

    Para celebrarlo, hemos subido a este blog las claves que permiten determinar las especies citadas hasta el momento en Canarias de los géneros Chasmanthe, Austrocylindropuntia, Cylindropuntia y Opuntia. Esperemos aumentar el número de géneros estudiados en breve.



 

martes, 23 de marzo de 2021

Volutaria tubuliflora, ¿nativa o introducida?

    Ya hemos comentado muchas veces en este blog la dificultad que entraña saber si una especie es nativa o es introducida en las Islas. Esta consideración no tendría gran importancia si no fuese porque en algunos casos, la amplia distribución de ciertas plantas indican que, si se consideran introducidas, deberían tratarse como invasoras, esto ocurre con un buen número de especies que han cambiado su consideración en el Banco de Datos de Biodiversidad de Canarias (BIOCAN) en los últimos tiempos: Calendula arvensis, Foeniculum vulgare, Marrubium vulgare, etc. En todos los casos citados, al tratarse de plantas propias de comunidades de origen antrópico, el problema no afecta a la conservación, ya que estas plantas no ponen en peligro ninguna especie endémica o en peligro. Pero existen ejemplos en que esta consideración si afecta a la conservación de la biodiversidad. Existen plantas endémicas que crecen en estas comunidades nitrófilas, relacionadas con la actividad humana, no son muchas pero existen.

    Traemos aquí el caso de las especies del género Volutaria presentes en Canarias: V. bollei, V. canariensis y V. tubuliflora. Las dos primeras son endemismos canarios, V. bollei exclusivo de Fuerteventura y Lanzarote, y V. canariensis presente al parecer en todas las Islas. La tercera, V. tubuliflora es una especie de amplia distribución, mediterránea y saharo-síndica, y en la actualidad presente en otras zonas del planeta como invasora (California, Chile) (https://www.gbif.org/es/species/5385952).

    La confusión se produce entre V. canariensis y V. tubuliflora. Ambas fueron tratadas como una misma especie, V. lipii, hasta 1991 (WAGENITZ , G . 1991.- New taxa and new names in the genus Volutaria Cass . (Compositae) . Candollea, 46 (2): 407-410), cuando se separan del taxon africano ya mencionado. Sin embargo, la confusión se ha mantenido en ocasiones hasta nuestros días. (ver por ejemplo las imágenes incluidas en el propio BIOCAN, en la ficha de V. canariensis, que son claramente de V. tubuliflora https://www.biodiversidadcanarias.es/biota/especie/F01718). Esta confusión taxonómica se ha visto reflejada en una dudosa distibución de ambos taxones. Desde la separación de V. canariensis y V. tubuliflora, la distribución de la primera se considera general en el Achipiélago Canario, mientras que V. tubuliflora ha tenido una variada consideración:

- En 1991, Wagenitz (op.cit) la cita para Lanzarote, Fuerteventura y Tenerife

- En 1992, Hansen añade su presencia en Gran Canaria (Hansen, A., 1992.- Contributions to the  Flora of  the Azores,  Madeira, P.  Santo and the Canary Islands. Bol. Mus. Mun. Funchal, 44:  157-179.)

- En 1993, Hansen y Sunding señalan su existencia sólo para Tenerife (Hansen, A.  & P. Sunding, 1993. Flora de Macaronesia. Checklist of vascular plants. 3ª rev. ed. Sommerfeltia, 17: 1-298.)

- En 2006 se cita por primera vez para El Hierro (Stierstorfer, C., & Von Gaisberg, M. 2006. Annotated Checklist and Distribution of the Vascular Plants of El Hierro, Canary Islands, Spain. Englera, (27), 3-2.)

- En 2010, en el  Lista de especies silvestres de Canarias (http://www.gobiernodecanarias.org/medioambiente/piac/descargas/Biodiversidad/Listas-Especies/Lista_Especies_Silvestres.pdf) se incluye sólo para Lanzarote, Tenerife y El Hierro.

-En 2020 se cita por primera vez para La Palma (Otto, R. & Verloove, F. 2020. New xenophytes from La Palma (Canary Islands, Spain), with emphasis on naturalized and (potentially) invasive species – Part 3. Collectanea  Botanica  39:  e002.  https://doi.org/10.3989/collectbot.2020. v39.002)

- Actualmente, marzo de 2021, el banco de datos BIOCAN incluye esta especie como presente en El Hierro, Tenerife, Fuerteventura y La Palma. 

En esta entrada confirmamos la presencia de la especie en Gran Canaria.

    Conclusión. Volutaria tubuliflora es una especie posiblemente introducida que está colonizando poco a poco todo el Archipiélago. Cuando se separó taxonómicamente de V. canariensis, 1991, ya se encontraba bien establecida en Lanzarote, Fuerteventura y Tenerife. Poco después apareció en Gran Canaria, para colonizar en los últimos años El Hierro y La Palma. El progresivo aumento en su distribución, apareciendo primero en pocas localidades, para poco a poco aumentar su presencia, concuerda con el comportamiento de las especies introducidas. Idea reforzada por su estrecha relación con los ambientes humanizados. El endemismo V. canariensis forma parte del herbazal típico del tabaibal dulce y del cardonal, además de crecer en zonas ruderales, mientras que V. tubuliflora sólo aparece en estos ambientes antropizados.

    Otro punto que puede apoyar su carácter de introducida es su proximidad filogenética con V. canariensis. Según estudios genéticos (Calleja et al. 2016, https://onlinelibrary.wiley.com/doi/epdf/10.12705/652.8), los dos endemismos canarios del género están muy separados por su genética. V. bollei es próximo a V. lipii, con el que comparte un ancestro, mientras que V. canariensis está más proximo a V. tubuliflora. Esta proximidad, junto con la existencia en el campo de algunos individuos con caracteres intermedios, puede indicar la posibilidad de hibridación entre ambas especies, lo que explicaría su confusión taxonómica y corológica.

    Si esta capacidad hibridógena y su caracter introducido se confirman, Volutaria tubuliflora debería considerarse introducida e invasora, ya que pone en peligro las poblaciones del endemismo canario V. canariensis.

 

 Ejemplares y hojas de Volutaria tubuliflora en el cauce del Barranco de Guiniguada (Las Palmas de Gran Canaria), donde la especie está perfectamente establecida.

Población de Volutaria canariensis en el mismo barranco. Nótese la diferencia de tamaño con la especie anterior.

Imágenes de ambas especies en las que se aprecia la diferencia en sus hojas y su porte

Capítulos de V. canariensis, más delgados y con las brácteas más blandas y claras 

Capítulos de V. tubuliflora, más gruesos y grandes, con brácteas duras, espinosas y oscuras.

 
 
Parte del árbol filogenético del género Volutaria (tomado de Calleja et al., 2016). Se aprecia la distancia entre las tres especies canarias tratadas.


 

domingo, 14 de marzo de 2021

Inauguramos CLAVES en nuestro blog. Una ayuda a la determinación de las especies introducidas en Canarias

    Las especies de animales y plantas que se han introducido en Canarias proceden de muy distintos orígenes. Muchas son americanas, otras asiáticas, australianas, etc. Esto plantea un gran problema a la hora de poder determinar estas plantas o animales que encontramos en nuestras Islas. Son muy raras las obras que traten todas las especies de un género o familia, en cambio son más usuales trabajos sobre la flora o fauna de un territorio menor como un país, continente o región. Por ello, cuando tenemos que determinar por ejemplo, una gramínea que encontramos en el campo en cualquiera de nuestras islas, tenemos que emplear libros y artículos sobre estas plantas en Europa, África, América, etc., y esto convierte esta tarea esencial en poco menos que imposible.

    Para facilitar en la medida de lo posible esta determinación nace una página nueva en este blog, Claves. En la misma, que pueden encontrar debajo de la cabecera del blog, se publicarán las claves que nos ayuden a determinar de aquellos géneros cuyos integrantes sean todos introducidos, que no son pocos. Por nuestros conocimientos, la mayor parte serán géneros botánicos, aunque se intentará recabar la participación de zoólogos para incluir algunos géneros animales. Esperemos recopilar toda esta información dispersa en muchos artículos y libros, y generar algunas claves útiles para este propósito. Y no estaría mal que se empezara a pensar en la realización de una flora canaria, necesidad esencial para dar impulso a la botánica en estas Islas.

    Estas claves están abiertas a cualquier modificación y mejora, a medida que aparezcan nuevas especies de los géneros tratados o que se detecten errores en las mismas. Para eso necesitamos de su colaboración y de sus comentarios.

    La página pretende ser muy sencilla, accediendo a las etiquetas pueden verse los géneros tratados hasta el momento. En cada entrada se indican las especies del género presentes en Canarias, la clave para su determinación, e imágenes y referencias que creemos de interés. Preside la página el célebre botánico marciano (recordar en  https://invasionesbiologicas.blogspot.com/2010/11/el-sindrome-del-marciano-botanico.html), para el que se ha elaborado esta propuesta.

    Empezamos con dos géneros: Pluchea y Agave. El primer género con 3 especies y el segundo con 14. 


Esperemos poder darle continuidad a este proyecto.


sábado, 27 de febrero de 2021

La simplificación y el maniqueísmo en el tratamiento de noticias ambientales relacionadas con las especies invasoras: la responsibilidad de los medios en el falso enfrentamiento entre científicos y amantes de los animales..

Nos tratan por tontos, y como a tales hay que presentar los problemas de una manera simplista, como a niños pequeños. Un problema, una solución, buenos y malos, especies buenas y especies malas, manos negras y manos blancas.

Nos prefieren tontos, y lo están consiguiendo, limitando nuestro razonamiento, nuestra capacidad reflexiva y sustituyéndola por emociones, por sensaciones.

¿Quién estaría de acuerdo en matar a un lindo gatito, o a una simpática cabra o a un encantador hipopótamos? Sólo la mala gente.

Los científicos de todo el mundo quieren matar a esos animales porque son malos, o peor, por intereses económicos, son avariciosos.

Los gatos, cabras, el rabo de gato, son especies perversas, dañinas, que hay que erradicar, matar, eliminar. 

Los "ecologetas", vividores de subvenciones, sólo quieren sacar dinero para matar animales indefensos.

Los "animalistos" son sensibleros, ignorantes, que sólo quieren suvenciones para mantener colonias de gatos y refugios de animales.

Una noticia de hoy: un venerable pastor de las cumbres de Tenerife explica lo que él opina sobre las cabras asilvestradas y su efecto positivo, según él, sobre la vegetación de la cumbre tinerfeña. 

https://diariodeavisos.elespanol.com/2019/12/las-cabras-asilvestradas-no-desconchan-las-cumbres-hacen-una-poda-natural/?fbclid=IwAR2FKNUNunY5KSb5LKle9yjKj0Fgx18GKH1MkrWq_f83uwqKAXNHZDcJxjI

¿Alguien puede estar en contra de esta persona que se ha dejado toda su vida trabajando en el campo? Digno representante del campesinado canario. Nadie, tiene todo el derecho de decir lo que piensa y de defenderlo. Todo nuestro respeto para esta persona.

Pero, ¿tiene razón? No. No existen en Canarias las "podas natrales". El paisaje que él conoció y que piensa que es el mejor, el más adecuado, no es el natural, el que se quiere preservar y promover.

Y, ¿cuál es el papel del periodista y del periódico? Nos presenta la noticia para avivar la polémica (de ahí el titular), para vender periódicos o aumentar visitas, pero no contrasta las ideas del pastor, ni las matiza ni busca llegar a la verdad, que debería ser el objetivo de todo periodista.

 Otra noticia reciente: los científicos colombianos han estudiado el daño que producen los hipopótamos que Pablo Escobar dejó sueltos en el Río Magdalena y quieren controlar su población.

https://www.bbc.com/mundo/noticias-55985256

Los científicos dicen que es necesario matar algunos hipopótamos para controlar su crecimiento en el rio ya mencionado. Se ha intentado su castración con ningún éxito, su traslado, y es imposible. Pero como en otras partes del Planeta (y no miro a nadie). Los investigadores que opinan así han recibido amenazas de muerte por parte de la población, se han realizado manifestaciones masivas a favor de los hipopótamos, etc., etc., ¿Les suena? El periodista contrasta opiniones, analiza el problema, presenta las opiniones de expertos. Igual que en la noticia anterior (¡cuidado, sarcasmo!).

La simplificación del problema lleva incluso a leer, muy frecuentemente, en cualquier discusión en persona o en las redes, la siguiente reflexión: el ser humano es el responsable de todo este desequilibrio, somos lo peor. Seguro, pero ¿eso cambia algo?

Seamos sensatos, reflexionemos. La vida no es una discusión en facebook, en twiter o en cualquier red social. Es más complicada, muchas veces ni blanca ni negra, rosa, verde, azul, preciosa en todo caso. Nadie quiere matar gatos, cabras o hipopótamos, los científicos viven de su trabajo, de su sueldo en universidades y organismos públicos, otros mecanismos de control han resultado poco o nada efectivos, y la presencia de estos animales en el medio produce daños irreparables cada día que pasa. Daños que sufren otros animales y plantas con tantos derechos como los primeros.

Los opositores a estas actuaciones pueden querer mucho a los animales, y tener sentimientos positivos frente a la conservación de la naturaleza, sus esfuerzos e intenciones podrían emplearse positivamente para aunar esfuerzos y objetivos. No es útil ni nos podemos permitir seguir con eternas discusiones de barra de bar mientras nuestro medio sigue deteriorándose y perdiendo diversidad. Y los medios de comunicación tienen que empezar a pensar éticamente y de forma profesional, y no como simples negocios.

Y dos ideas principales:

Los animales y plantas implicados en este lío no tienen culpa de nada:


Y no podemos llegar a idiotizarnos de esta manera:

En la imagen un gran grupo de escarabajos se comen las hojas de la especie endémica Bystropogon origanifoium, conocido en Canarias como poleo o poleo de monte.

Primera respuesta: taxonómica. Los escarabajos podrían ser de la especie Chrysolina banki, una especie probablemente introducida en Canarias. Este género tiene varias especies endémicas, por lo que se debería determinar bien la especie antes de seguir hablando.

Segunda respuesta: los escarabajos no tienen culpa de nada.

Tercera respuesta: posibles soluciones "naturales". Desconocemos su efectividad.

Cuarta respuesta: "escababajitos", no son malos, dice. No sabemos qué opinará esta persona del escarabajo de la papa, de la polilla guatemalteca, de la mosca blanca. Simpáticos "bichitos". Que se lo pregunten a los agricultores.

Todos somos entomólogos, ingenieros agrónomos, entrenadores de fútbol, virólogos, y periodistas. Y nos estamos idiotizando a gran velocidad.


DEJE SUS COMENTARIOS, SU OPINIÓN NOS INTERESA

LEAVE YOUR COMMENTS, your opinion matters

Las especies invasoras en el año internacional de la Biodiversidad